Consejos para planchar ropa delicada y de diario

En el siguiente artículo te daremos los mejores consejos para planchar ropa delicada.  Seguramente tienes un armario de ropa elegante, pero si no sabes realmente cómo cuidarla, no vale la pena. Precisamente por eso vamos a enfocarnos a solucionar esos problemas de planchado sobre ropa delicada expuesta a quemaduras.

Consejos para planchar ropa delicada

Para muchos, planchar es una actividad sumamente sencilla. Solo hay que, cuidadosamente, pasar la placa caliente de la plancha sobre la vestimenta, eliminando las arrugas en el proceso. Bueno, eso es solo superficial. Cuando hablamos de ropa delicada, hay que tener algunas nociones en cuenta para proteger la integridad de la tela. Por tanto, aquí unos consejos para planchar rápidamente, y de forma sencilla, sin tener que invertir el doble de esfuerzo en actividades complicadas.

Como planchar mejor

Lee las instrucciones

Antes de siquiera empezar a planchar la ropa, te recomendamos que leas las instrucciones. En ocasiones, la etiqueta trae indicaciones sobre cómo debe plancharse una prenda para no dañar la calidad de la tela. Eso es esencial, especialmente cuando se trata de una vestimenta original que no se encuentra fabricada bajo las mismas reglas que una de producción masiva. Si sabemos comprender las nociones de planchados, seguramente protegeremos la fibra delicada.

Ajustar la temperatura

¿Sabías que cada tejido de ropa exige un nivel de temperatura adecuado? La mayoría de las manchas permanentes se consiguen por el exceso de calor expuesto, normalmente, por la plancha. Así que lo más inteligente es agrupar prendas del mismo tipo de fibra y luego ir ajustando la temperatura del electrodoméstico.

Por un lado tenemos la ropa que se plancha a una temperatura tibia, como el poliéster, acetato y la seda. Principalmente con estas prendas hay que tener cuidado, ya que no poseen el revestimiento de protección necesaria para temperaturas altas. Mientras que la lana, y los tejidos similares, requieren un planchado un poco más caliente, pero con pasadas rápidas. Es decir, sin permanecer demasiado expuesto. Para evitar eso es mejor leer sobre planchas verticales de vapor en el análisis de https://planchavertical.net/.

Mientras que, cuando debemos planchar con algodón, que es el tejido más resistente junto con el lino, hay que elevar la temperatura de nuestro aparato planchador. Aunque, igualmente, con pasadas rápidas superficiales, no dejar demasiado tiempo expuesto a la placa. Solo estamos eliminando arrugas y protuberancias de tela acumulada.

No esperes que esté seca

Cuando lavamos la ropa, lo normal es esperar todo el día a que se seque completamente. Eso es un error, ya que mientras más seco esté el tejido de la vestimenta, más posibilidades existen de que absorba lo caliente del electrodoméstico, dejando las manchas en el proceso. En cambio, cuando se mantiene húmeda, es más sencillo de planchar y seguro cuando es una ropa delicada.

Si tienes ropa almacenada de días anteriores, bueno, no pasa nada. Todavía podemos humedecer la ropa lanzando algunas gotas sobre el área a planchar concretamente y así proteger la ropa de diario. En Internet encontrarás diferentes kits ideales para toda ama de casa o persona que necesite planchar.

Tips para planchar ropa delicada

No planchar directamente

Otro consejo para planchar ropa delicada y de diario que podemos mencionar es evitar planchar directamente. Lo más inteligente es colocar un paño de tela resistente, como algodón, y luego pasar la placa caliente. Eso evitará que la temperatura excesiva dañe la fibra de las prendas, mientras elimina las arrugas completamente. Puede parecer algo trabajoso e incómodo, pero si deseamos proteger nuestra ropa diaria, es necesario el esfuerzo extra. Lo valoraremos después.

Planchar al revés

Otro truco para cuidar la ropa delicada diaria en un planchado es cambiar la dirección de las prendas, pasando la placa caliente de los electrodomésticos al contrario. Más que para ‘proteger’, es una forma de evitar que las manchas incómodas se noten demasiado en la vestimenta, de ese modo podemos ‘camuflar’ nuestros errores. También evitaremos que el calor continuo vaya desgastando la fibra.

Limpia la plancha

Curiosamente, algunas personas creen que la plancha es un aparato de mantenimiento cero. Al contrario, dado que no es una actividad que realizamos diariamente, sino cuando es necesario, va acumulando polvo y otros agentes contaminantes, como las bacterias, que luego se traspasan a nuestras prendas delicadas.

Por tanto, si es posible, limpiar el electrodoméstico con alcohol para evitar la acumulación de polvo y agentes patógenos. También revisa el desgaste de la superficie metálica, ya que mientras más quemada se encuentre, más chance tenemos de maltratar nuestras prendas. Si es momento de cambiar la placa, entonces hay que actuar rápido. Sobre todo las para la ropa diaria que, por el continuo planchado, la mínima exposición es suficiente para dejar una marca notoria.

Planchar correctamente

No te vamos a mentir, no existe tal cosa como una fórmula mágica para poder planchar de forma perfecta, sin manchas, ni marcas y quemaduras en las vestimentas. Pero, sí podemos mencionar trucos esenciales para planchar correctamente.

Lo primero es la dirección de planchado, que deben ser recto, uniforme y prolongado. Si tienes una inclinación por direcciones en zigzag, porque crees equivocadamente que cubre más espacio, entonces debes cambiar eso rápidamente antes de dañar más ropa de diario.

Por otro lado, hay que evitar mover la plancha demasiado. Es como si fuese la cirugía de nuestros órganos, sin titubeos y de forma certera. Si mueves el electrodoméstico, lo que vas a ocasionar es que la tela se estire o cree otras arrugas. Las cuales son más complicadas de eliminar, debido a que son precisamente creadas por la plancha.

Monitorear la plancha

Creo que no hay necesidad de decirlo, pero, hay que mantener un ojo sobre la plancha siempre. Es más común de lo que se cree comenzar planchando y repentinamente distraerse en otra actividad en el hogar. Luego vemos las consecuencias. Una gran mancha de quemadura sobre nuestra vestimenta delicada.

Por tanto, debemos ser inteligentes: mover los trozos de tela cuando hayamos realizado una pasada, eliminando los trozos arrugados en el proceso. Colocar verticalmente el aparato cuando no lo estemos utilizando y nunca perderla de nuestra vista, sobre todo cuando hay niños cerca que tiene la costumbre de exponerse a la placa caliente con los dedos. Por suerte, existen ciertos electrodomésticos de planchado que vienen con seguro para evitar accidentes innecesarios.

Consejos para planchar mejor

Atacar rápido las manchas

Si hemos cometido un error, porque somos humanos, no pasa nada. Podemos actuar rápidamente. ¿Cómo? Echando vinagre sobre la mancha para reducir considerablemente las consecuencias. Para ello, humedece un paño limpio con vinagre sobre el área de la quemadura para evitar que se extienda por la vestimenta.  

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *